Día del Asteroide 30 de Junio
30 junio, 2017
Encuentran ADN de especie extinta
2 julio, 2017

Los ´Preppers´y Survivalistas

01/07/2017

Son los tipos que se preparan para el fin del mundo. El término prepper ha surgido en la actualidad para referirse internacionalmente a la persona o al grupo de ellas que se preparan para cualquier tipo de desastre. Estas personas creen en un posible final del mundo, una catástrofe , teorías apocalípticas por lo que pretenden estar listos para un dado “fin de la humanidad”. Varias fuentes exponen que este fenómeno surgió hace varias décadas, estas personas disponen de refugios equipados con todo tipos de materiales para la supervivencia a la hora de un desastre, realizan una gran acumulación, y acaparamiento de comida, agua para muchos meses e incluso para años.

¿Podrías vivir con la idea de que el mundo tal y como lo conoces terminase mañana? Existen cientos de peligros, más o menos probables, que pueden hacer que eso suceda. Y luego hay otra buena cantidad de improbables que igualmente despiertan el miedo de muchos. lo probable y lo improbable.

Parecen pocos, pero no lo son.  Hay tres millones de ciudadanos de Estados Unidos que entran dentro de la categoría de ‘preppers’ según National Geographic, quienes realizaron una encuesta al respecto y desvelaron que el 62% de sus participantes creía que el mundo iba a sufrir una gran catástrofe en menos de 20 años, con un 27% de ellos creyendo que la predicción de los mayas sería cierta, al menos en parte. De hecho, solamente uno de cada cuatro norteamericanos no hizo nada para prepararse para esa predicción.

No solamente ocurre en EEUU, mundialmente más del 14% de la población cree que el mundo va a sufrir una devastación y acabará mientras los ´preppers´estaran con vida.

Los preparacionistas se preparan para el hipotético escenario “TEOTWAWKI”. Que significa, por sus siglas en inglés, “el fin del mundo tal como lo conocemos”.

A la mayoría de ellos no les preocupa el fin del mundo tal como se conoce el termino o de las profecías Mayas, ellos se preocupan más por las catástrofes que podrían ocurrir cerca de ellos, como atques terroristas, desastres naturales, huracanes, terremotos, colapsos económicos, pandemias y otra Guerra Mundial.

Usan frecuentemente el término “escenario TEOTWAWKI”, las siglas en inglés de “el fin del mundo tal como lo conocemos”, pero no se refieren al fin del mundo en realidad sino a cualquier acontecimiento que altere la normalidad del día a día y merezca un estado de emergencia.

Las primeras horas que da paso a la supervivencia, recomienda ordenar los posibles escenarios de desastre colocándolos en categorías básicas por tamaño de probabilidad. Según ellos, hay que estar “listo para cualquier cosa”, pero considerando una evaluación de tu situación. En Louisiana hay una alta probabilidad de tener otro huracán, en California hay probabilidad de un terremoto, Japón podría tener otro tsunami, presumiblemente Corea del Sur podría ser invadida por Corea del Norte. Y en Corea del Norte, bueno… si vives en Corea del Norte podría pasarte cualquier cosa, las costas de Europa se ven amenazadas por inundaciones, tanto así que cambiaran los mapasa de el continente antigüo, además no sé descarta en las costas de Portugal o España maremotos.

La comunidad ´Preppers´dice…

“Lo que realmente no tiene ningún sentido para nosotros son las personas que se niegan a hacer nada acerca de su bienestar y seguridad personal. De hecho, consideramos que es irresponsable no estar completamente preparado para alimentar a sus hijos y proporcionarles agua y refugio si algo sucediera” — American Preppers Network.

¿En qué consiste prepararse?
El plazo estimado por las autoridades internacionalmente para restablecer el orden, o tomar las primeras medidas para ello, ante un desastre que produzca el caos generalizado es de tres días. Para sobrevivir este plazo los ‘preppers’ cuentan con su “módulo de emergencias”. La cosa iría bien si ese módulo se limitase a guardar comida, agua y medicinas en alguna parte recóndita de la casa, pero no es el caso. Cuando dicen estar todos preparados para todo, algunos tipos de ‘preppers’ lo dicen muy en serio.

Los dueños de tiendas de suministros de emergencia ideales para un ‘prepper’. Entre los utensilios más raros que se pueden encontrar están las máscaras de gas —hasta las hay para niños—, una gran colección de cuchillos que incluye desde machetes a navajas o bayonetas, bolsas para la eliminación segura de residuos biológicos, pastillas potabilizadoras de agua, camuflajes o un bolígrafo táctico fabricado en acero diseñado para usarse como kubotan, a veces kubaton o kobutan, es un arma de defensa personal o autodefensa muy accesible, eficaz y duradera. Esta arma está basada en el Tenouchi, Suntetsu y en el Dokko, armas tradicionales japonesas. Aunque también hay cosas normales como linternas, cuerdas y cerillas qué se compra depende del tipo de cliente, por supuesto. También las podemos encontrar en tiendas deportivas.

Entre los compradores hay un poco de todo y entre los propios ‘preppers’ hay categorías y grados de intensidad: “Hay todo tipo de personal por ahí, preparacionistas, survivalistas, hasta llegar a los apocalípticos, sin olvidar por descontado a los ‘iluminados’. Y, aunque no se puedan agrupar con ninguno de los anteriores, también están los asustadizos con mucho dinero”.

La realidad es que puedes ver esto de dos formas. Puedes pensar que, en caso de que pase algo, estar cerca de tu vecino bastaría para salvarte y puede ser tu mayor aliado en pleno apocalipsis zombie; o todo el año puedes darle vueltas al hecho de que ese mismo vecino tan amable todo el tiempo está contemplando que algo grande va a pasarnos.

Bien que tenemos un seguro de hogar, un seguro del coche, un seguro médico y, siempre esperando que nunca tengamos que usarlo, pagamos grandes cantidades por ellos. Al final del año, ese dinero se ha perdido. Estar preparado es lo mismo pero sin pérdida.

A que nivel se prepara cada uno, más que depender del poder adquisitivo, depende del escenario o escenarios contemplados. Pero el principio filosófico definitivo es que no debes de esperar que los demás solucionen tus problemas, eres tú quien debe de poder solucionarlo con tus propios medios.

Dentro de los apocalípticos, aparecen un grupo peor. Se les llama ‘los iluminados’ y, según nos cuenta, el escenario para ellos es cualquiera de los anteriores, pero viene alguien y nos salva a unos cuantos. “O bien nos atacan los extraterrestres y nos aniquilan a todos menos a los elegidos. Y ellos son de los elegidos claro”.  En una reunión que tuvieron un grupo de estos ‘los iluminados’ uno comento que cuando realmente se vio allí en medio de ellos, dijo: ‘dónde te has metido, sal de aquí corriendo y no mires atrás’ fue cuando uno de ellos dijo que acababa de contactar telepáticamente con el capitán de una nave extraterrestre que estaba escondida detrás de Mercurio y este les decía, por boca del intermediario, el camino que debían seguir y qué debían hacer”.

En los survivalistas, la idea viene a ser la misma, pero centrados en que si pasa algo se van al monte y allí sobreviven sin apenas llevar nada y de lo que la naturaleza les proporcione. Muy respetable. Pero en mi modesta opinión, como hobby, como deporte o como ambas cosas, vale, pero no es útil en caso de que realmente pase algo. Teniendo buenos conocimientos, se puede sobrevivir en la montaña, selva, pantano, desierto, etc., pero por un periodo de tiempo muy limitado.

Según nos cuentan los dos fundadores de American Preppers Network, padre e hijo, cuya misión es “ver a todos los hogares de América adecuadamente preparados para cualquier evento negativo”, los ‘survivalist’ o survivalistas efectivamente no son exactamente lo mismo que los ‘preppers’ o preparacionistas aunque compartan la filosofía de prepararse con anticipación para acontecimientos extremos.

“Tal como está la situación social, climática, geopolítica, energética y el sistema económico, esto no va a aguantar mucho. Ya ha pasado otras veces en el pasado y sabemos hacia dónde vamos. Otra cosa es querer aceptarlo”

En fin es mejor estár prevenido ante cualquier eventualidad, a que nos coja por sorpresa. De todo se aprende, aunque llegar a los extremos como algunos grupos de supervivencia, no sé, creo que es bueno tener los pies sobre la tierra, antes que estar muertos de miedo acurrucados es bueno saber a lo que nos enfrentamos, esto nos sirve para toda nuestra vida, ya que somos auténticos supervivientes de esta jungla artificial en la que vivimos. Ser precavido vale por dos.

Fuente: Mónoca H. LRP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *