La Bóveda del Ártico ¿Qué está pasando?
7 marzo, 2017
La primera mujer científica de la historia
9 marzo, 2017

Una mota de ADN donde cabe un cortometraje

Afirman haber encontrado el método de almacenamiento de datos más eficiente de la historia

08/03/2017

Bautizada por los investigadores como “el método de almacenamiento de datos más eficiente de la historia” Suena tan increíble que no cabe en nuestras mentes, pero sí en una mota de ADN. Estudios publicados por ‘Science’  y ‘ScienceAlert’ revelaron lo que podría ser el método de almacenamiento de datos más eficiente de la historia. Se trata de un algoritmo llamado ‘ADN Fountain’, en el que puede caber un sistema operativo, una tarjeta de regalo de Amazon o, incluso, un cortometraje.

Pero ¿cuál es la diferencia con un casete, un CD, una memoria USB o algún otro ‘aparato’ en el que podemos guardar archivos? El tamaño de lo que podría llamarse el “dispositivo de almacenamiento” y, lo más importante, la capacidad de guardar información de manera segura y a largo plazo. Al traducir el lenguaje digital al código de nuestros genes (biología), se pueden preservar grande cantidades de archivos.

Los científicos aseguran haber encontrado una nueva técnica de codificación del ADN “que se aproxima al máximo teórico para la información almacenada por necleótidos”. En un futuro, dicen, podrían almacenar con esta misma técnica de comprensión de datos toda la información del mundo en una sola habitación.

Algo así como el ADN que nos presentan en la película de Superman, el Codex ó el código de toda la existencia de su planeta en su ADN, impresionante, como lo que hace nada era ciencia ficción, hoy día es una realidad.

El ADN no se degradará con el tiempo como sí lo hacían las cintas de casete y los CD, y desde luego no se volverá obsoleto. De hecho, si lo hace tendríamos problemas mucho mayores.

Otras bondades se develan en el estudio. El ‘ADN Fountain’ además de actuar como ahorrador de espacio, también podría ayudar a preservar “el conocimiento”. Según lo ha explicado en medios de comunicación internacionales el profesor Yaniv Erlich, miembro del equipo de la Universidad de Columbia que estuvo detrás del proyecto, “el ADN no se degradará con el tiempo como si lo hacían las citas de casete y los CD, y desde luego no se volverá obsoleto.

Pero ¿es nuevo el uso del ADN como técnica de almacenamiento? Aunque para muchos oídos es un anuncio novedoso, no lo es para la ciencia. En el año 2012, investigadores de Harvard lograron comprimir un libro de 53.400 palabras en el código genético de una molécula de ADN sintética. Desde entonces investigadores de todo el mundo han tratado de optimizar la técnica para hacerla más eficiente.

¿Qué es lo nuevo entonces? Según lo ha explicado Erlich, la técnica revelada esta semana es hasta 100 veces más eficiente que el estándar con el que se inició en el 2012.

La relevancia de la capacidad del ‘ADN Foutain’ se midió, en los laboratorios, a la hora de traducir desde el código binario digital (conformado por 1 y 0) al código de cuatro bases químicas con el que trabajan las células mediante el ADN (conocida por las siglas A, C, T y G).

¿Qué usos importantes tendrá este hallazgo?

Para traer a palabras más comprensibles este descubrimiento, hemos seleccionado algunos puntos donde explicamos en qué ayudará el ‘ADN Fountain’.

  • Servirá para detectar y corregir errores en las aplicaciones de video y de ‘streaming’.
  • En una sola mota de ADN podrá comprimirse, entre otras cosas, una placa Pioneer (como las enviadas al espacio).
  • Gracias a este método informático se podrán disminuir los errores a la hora de traducir y copiar información.
  • A futuro, este hallazgo podría resultar de gran ayuda para empresas que trabajan con información almacenada en la nube.

No obstante, aunque los resultados son bastante impresionantes, pasaran años para que nosotros podamos almacenar nuestros archivos digitales en fuentes biológicas como el ADN. En esta investigación se invirtieron más de 7.000 dólares, solo para sintetizar el ADN, y otros 2.000 solo para secuenciarlo. ¡Seguimos en el reinado del disco duro!

La investigación estuvo liderada por el Centro de Genoma de Nueva York.

Fuente: EltiempoNews y LRP.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *